Escribir para existir

Hay días más tristes que otros, días en los que te duermes triste y despiertas triste, días que despertar es sólo un signo biológico de que hay vida aunque no necesariamente se viva.

Hay días en los que la desesperanza se ve, se huele y se toca. Días en los que la tristeza se comparte en las miradas de otros, esa tristeza que no se confiesa pero se siente, que basta con que las miradas se crucen para que entre lágrimas se entienda el mismo sentimiento.

Hay días en los que lo que más amas te parece lejano, quizá ajeno. Eso mismo que siempre has considerado tu fortaleza es lo mismo que en una palabra se convierte en la más grande debilidad, en el momento más vulnerable del día.

Hay días en los que resulta inevitable hacer un recuento del tiempo, de aquellos que prometieron siempre estar y no están, de aquellos que habrías querido nunca se fueran y se han ido, de aquellos que aún no entiendes por qué existen pero cohabitan en tu mundo.

Hay días en los que la Fantasía no alcanza para evadir la realidad, en los que Ser Azul es insuficiente porque para algunos soy únicamente una mujer frívola, dispuesta para el placer del sexo apasionado, y Ser Azul es más que eso, mucho más.

Hay días en los que los pensamientos se arremolinan y aturden, en los que la mente se cansa de pensar en por qué la traición, por qué las medias verdades con sabor a mentiras completas, por qué la oscuridad ha vencido y este sentimiento de derrota me tortura.

Pienso, pienso y sigo pensando. Pasa el día buscando en realidades virtuales esperanzas, en mundos intangibles algo más alentador, convirtiéndome en aquella Azul que está al alcance de algunos, porque es la única que podrían tener…

El día pasa, entre Alter y Ego en una lucha de poderes, en una lucha de fuerzas que describen esa dualidad de mi mundo interior: Ser Azul la fácil, resulta muy difícil; Ser Azul la compleja, resulta más fácil porque “controla” la fantasía.

Qué diera porque esta Azul, a la que se le nubla la vista al escribir este texto en el teléfono, sola desde su cama, pudiera estar en los brazos de aquel hombre con quien verdaderamente se sintió amada; qué diera porque aquella Azul la que muchos imaginan atractiva y seductora pudiera conquistar a un Hombre a través de sus fantasías.

El mundo está loco, duele ver la injusticia, duele ver lo ilógico, duele  a ver la muerte de cerca, invadir mundos que no debiera tocar. Duele lo inhumano en tantos actos del Ser Humano.  Y en medio de este caos, llegan a mi mente más historias y  no acepto la muerte, no acepto la enfermedad en los que amo, aún me resisto a creer que es sólo cuestión de tiempo para que el mal invada un cuerpo lleno de fortaleza, lleno de amor. Por qué? Por qué?

Son días tristes, en los que el peso de los años y los kilos se duplica cuando se sopesa en lágrimas, en impotencia, en frustración. Son días tristes porque el tiempo es tan relativo que no sabes en qué momento es el final. El tiempo es tan relativo que este blog me permite vivir semanas por adelantado, me permite ir al pasado y saborear las historias de ayer, ir al futuro e inventar la Fantasía de una próxima noche -que tal vez no llegará-.

Entonces, escribir es la única opción, el único momento que encauza las lágrimas y las convierte en palabras, el momento que atrapa los sinsentidos convirtiéndolos en relatos, el único momento en donde Ser Azul es la única posibilidad de ser algo, de ser alguien…

 

Anuncios

Un comentario en “Escribir para existir

  1. Tú has querido ver sólo esa posibilidad. A veces tu corazón te traiciona y te nubla la razón. Azul es un ente descarga…válido y que te permite recrear fantasías, pero nunca será Alejandra…la mujer.

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s